.

Las librerías Cristianas se mantienen estables en momentos difíciles

Las librerías Cristianas locales no poseen un secreto sagrado para hacer dinero, pero han encontrado un suministro constante de clientes para mantener a flote sus negocios.

La venta de libros nunca ha sido tan difícil como lo es ahora. Las grandes cadenas de librerías han cerrado sus tiendas y un número creciente de libreros independientes han desaparecido o siguen luchando por sobrevivir. El comercio del libro está cambiando y muchas tiendas tradicionales están en peligro. Se estima que la demanda de libros impresos va a disminuir de manera continua hasta el año 2014, según IHS iSuppli, una compañía de investigación de mercados.

A pesar de las dificultades, aún existen librerías Cristianas en South Gate que han logrado mantener una situación financiera estable en medio de un mundo digital.

"[El número de clientes] se ha mantenido constante", dijo Gerardo Vega, co-propietario de la Librería Cristiana El Alfarero, fundada hace 8 años por él y su esposa. "Económicamente nuestra tienda siempre ha ido un poco hacia arriba o hacia abajo."

Esta situación al parecer no es única. Otra librería Cristiana más nueva, fundada hace un año en South Gate, también confirma que ha tenido un flujo comercial constante.

"No tengo grandes ganancias y no tengo déficit", dijo Estelita Villegas, propietaria de , una librería católica. "Nos han recibido muy bien".

Las estrategias innovadoras para atraer a los clientes han logrado que esta tienda disfrute de una situación monetaria estable. Para Villegas, el éxito se debe a su búsqueda constante de nuevos clientes.

"He descentralizado [mi librería]", dijo Villegas, quien también es cantante profesional de alabanzas Católicas y visita con frecuencia a diferentes iglesias en toda California. "Después de mis [presentaciones musicales] ... yo les digo que tengo una librería y que pueden visitarme.”

En El Alfarero, el servicio al cliente es considerado como una de las razones principales para la estabilidad de la empresa en estos tiempos difíciles. La mayoría de sus ventas se hacen a clientes regulares, quienes dependen de la habilidad de El Alfarero para encontrar la literatura Cristiana que buscan.

"Los clientes que van a otras tiendas descubren que no venden [lo que están buscando]", dijo Maricela Vega, co-propietaria de El Alfarero junto a su esposo Gerardo. "Siempre hemos tratado de mantener a los clientes satisfechos y confiados de que vamos a encontrar lo que necesitan."

A veces la estrategia de hacer pedidos directos para los clientes causa pérdidas en términos de dólares y centavos. Pero este servicio se encarga de que los clientes repitan sus compras en la tienda. Y asi se obtiene el dinero para mantener la empresa a flote.

"A veces terminamos gastando más en gasolina para traerlos", dijo Gerardo. "Pero nos ha beneficiado porque la gente sabe que si no lo tenemos, lo podemos conseguir".

Gloria Zamudio, de 38 años, ha sido cliente de El Alfarero desde hace mucho tiempo y confirma que el servicio al cliente es una de las razones que le hace regresar a la tienda.

"Me gusta como me atienden", dijo Zamudio. "También me gusta la forma en que no sólo hacen esto por el bien de su negocio, sino por el amor a nuestro Señor."

Comentarios como éste le dan gran satisfacción a los Vega. Según la pareja, su fe y el mensaje espiritual son más importante que el aspecto financiero de su negocio. De hecho, dicen que en lo espiritual ellos siempre han ganado.

"En el sentido espiritual, siempre hemos tenido éxito", dijo Gerardo.

Boards

More »
Got a question? Something on your mind? Talk to your community, directly.
Note Article
Just a short thought to get the word out quickly about anything in your neighborhood.
Share something with your neighbors.What's on your mind?What's on your mind?Make an announcement, speak your mind, or sell somethingPost something
See more »